La vida es un gran caleidoscopio donde aparecen constantemente imágenes y situaciones, que no volverán a repetirse. Cada persona interpreta de manera diferente cada una de las vistas que allí aparecen, de acuerdo a lo que en su subconciente está programado. Algunas personas , se contentan con lo que se muestra a través de ese pequeño orificio. Otros,( los más curiosos), desarman ese caleidoscopio para entender qué se esconde en su interior.

lunes, octubre 16, 2006

CON LA CRUZ Y CON LA ESPADA


Los pueblos que habitaban el continente que los europeos llamaron América, habían desarrollado para la época de la conquista española formas variadas de organización social. Había sociedades urbanas, como la de los, aztecas e incas (los mayas ya habían desaparecido misteriosamente), con grandes ciudades; pueblos de agricultores y otros de cazadores recolectores. ¿Qué decían los adivinos? La conquista fue presagiado por profecías aztecas e incas. Los aztecas hablaban del retorno del dios Quetzalcoátl al final del gobierno del emperador Moctezuma. "El dios vedrá bajo la forma de un hombre blanco" decían los adivinos. "De aquí a muy pocos años nuestras ciudades serán destruidas y nuestros hijos muertos." Le advertían a Moctezuma "Perderás todas las guerras y otros hombres con las armas se harán dueños de estas tierras." ¿Se cumplió la Profecía? Parece que sí. En un mismo años,1510, hubo un eclipse de Sol y la aparición de un cometa. Pocos años más tarde Hernán Cortés, el hombre blanco, desembarcará en las costas de Yucatán. Pronto los aztecas se iban a dar cuenta de que Cortés no era ningún Dios. A los incas les pasó algo muy parecido. Tambien esperaban el retorno de su Dios, Viracocha y cuando llegó Pizarro, el conquistador del Perú, dijeron: "Es Viracocha, con su barba negra y otros compañeros con barbas rojas y negras." De inmediato se desilusionaron: "Pensábamos que era gente grata y enviados de Viracocha, pero hermanos, que estos que entraron a nuestras tierras no son hijos del dios sino del demonio."

5 comentarios:

Wexen dijo...

La guerra propagandística, tan antigua como eficaz, desde hace mucho tiempo se narran las conquistas sangrientas y el trato inhumano hacia los "enemigos" como heroicidades y memorables gestas, para dar prestigio a la nación propia frente a las demás y encandilar al pueblo, incapaz de acceder a la información real de lo que está sucediendo.

Hoy en día nos ocurrió igual con EE.UU., cuando invadió para buscar esas armas de destrucción masiva, o cuando nos aseguran que su lucha es contra el terrorismo. Aquí en España se hablaban de daños colaterales, para no hablar de muertos. Es tal el empeño que ponen los gobiernos por esta labor, que en los anuncios para alistarse en el ejército que emiten por televisión dicen "trabaja por la paz", en vez de "mata por la paz", lo que me parece más apropiado para el caso, ya que puedo considerar que un diplomático intenta evitar un conflicto bélico pacíficamente, mientras que un soldado para llegar a la paz mata, porque se lo han ordenado.

Imagino que del mismo modo que hoy los EE.UU. son capaces de desvirtuar la información de los hechos reales, como sucedió con las Torres Gemelas, en su tiempo lo hizo España, el imperio donde "nunca se pone el Sol", ya que era el más grande (o así nos lo enseñan a nosotros) de la época, y estaría en disposición de narrar la historia a su favor, para que todo pareciese una gran gesta heróica digna de un país poderoso...

Silvia Macario dijo...

Así es Wexen,y muy buena la analogía con lo que está ocurriendo ahora, tantos años después.
Son características de las conquistas:
-Hacerlas en nombre de Dios.
-Apropiarse de los recursos naturales, o los elementos culturales del pueblo conquistado.
-Imponer la cultura del país conquistador, considerada más civilizada que la del conquistado.
-Descalificación absoluta de la verdadera idiosincracia de ese pueblo.
-Sometimiento de su población a través de la esclavitud(ayer), o del miedo(hoy).O ambas(siempre).
-Y como Dios no habla, siempre aparecen sus voceros, bendiciendo las gestas y convenciendo a los fieles de la divinidad de sus causas.(el Papa Borgia, en 1492, Los tele-evangelistas desde el 2001).
-La maquinaria propagandística, siempre lista para la divulgación de la mentira.

Angel dijo...

¿Y si reavivamos las viejas heridas del pasado?

Me suena ....
Me suena ....

Silvia Macario dijo...

Si, a mi tb me suena.
Y también le sonó a Wexen como podés ver.
Chau, Ang.
besote, amigo

Silvia Macario dijo...

Ah! Angelito!!
Gracias por Bushchimp.
Besos.
Sil