La vida es un gran caleidoscopio donde aparecen constantemente imágenes y situaciones, que no volverán a repetirse. Cada persona interpreta de manera diferente cada una de las vistas que allí aparecen, de acuerdo a lo que en su subconciente está programado. Algunas personas , se contentan con lo que se muestra a través de ese pequeño orificio. Otros,( los más curiosos), desarman ese caleidoscopio para entender qué se esconde en su interior.

viernes, octubre 06, 2006

Entender el por qué de la epidemia de obesidad



OBESIDAD_COLESTEROL _INFARTOS_HIPERTENSION ARTERIAL_DIABETES_ARTRITIS_CANCER DE ENDOMETRIO_

En el mundo actual, se considera que el problema de la obesidad o sobrepeso alcanza cifras de carácter epidémico. Y por supuesto, con ella, aparecen enfermedades y trastornos con elevada morbimortalidad, tales como accidentes vasculares, diabetes, hipertensión arterial, artritis de cadera o rodilla, etc.¿Por qué la obesidad es tan común en nuestros días?Sin entrar a analizar cuáles son las medidas para mantener un peso adecuado, sino buscar el origen de este problema, debemos retroceder muy atrás en el tiempo.Les propongo encaramarnos a la máquina de Wells, y con la ayuda de la perspectiva evolutiva de mi amigo Darwin, comenzar a dilucidar este misterio.
Estamos en los albores de la presencia humana sobre la Tierra, millones de años hacia atrás de nuestra época.Las condiciones de vida, son muy hostiles. El frío post glacial cala los huesos de nuestros antepasados. El hambre es la rutina. Deambulan constantemente en busca de abrigo y comida, la cual escasea.Sólo unos pocos vegetales ( granos, hojas, frutas silvestres) y animales pequeños, como peces y aves terminan en sus arcas. Sin elementos de utilidad para la caza, es treméndamente difícil ganarles la partida a los grandes animales. Por el contrario, estos pobres parientes son habitualmente su alimento...Los que vivimos en la época actual, somos los descendientes de aquellos que lograron sobrevivir a estas terribles condiciones, y estos fueron quienes poseían mayor apetito, mayor capacidad de ingerir grasa animal,y mayor capacidad para conservarla. La grasa es un alimento que contiene gran cantidad de energía en escaso volumen. Esto les permitía disponer de un combustible muy eficiente para llevar a cabo su dura vida, mantener calor en sus cuerpos, y como la grasa es liviana, no alteraba sus movimientos, en caso de necesidad de emprender la huída.Es decir, los seres humanos que prevalecieron, fueron los que mejor acumulaban las grasas, y esto se fue transmitiendo genéticamente a su descendencia. Por supuesto, la escasez de la oferta grasa, no permitía el desarrollo de la obesidad.A medida que el hombre se fue estableciendo en su hábitat, desarrollando la agricultura y ganadería, esta genética anteriormente beneficiosa comenzó a no ser tal.En nuestros días, esto es realmente todo un problema. Se dispone de una enorme variedad de alimentos, que sin arriesgarnos para nada, obtenemos de una góndola de supermercado. Hemos aprendido los aspectos hedonísticos, del placer que nos brinda un alimento que posee grasa en su composición,ya que estos son infinitamente más sabrosos que los que no la contienen. Comemos por simple placer, o gula, no por real necesidad. La vida sedentaria que en general nos impone el trabajo, nos transforma en máquinas de acumular energía que no usamos. El apuro permanente, nos obliga a comer más rápido, impidiendo así la activación le los centros de saciedad del hipotálamo, y por lo tanto, ingerimos extra. La cocción de alimentos desvirtúa ciertos nutrientes beneficiosos o directamente los destruye,caso del ácido fólico por ejemplo, fundamental para contrarrestar los efectos nocivos de las grasas en nuestro sistema vascular. Los alimentos transgénicos que han aparecido últimamente, probablemente en un futuro hagan notar su impacto...En fin, esto es una breve síntesis de los misterios de los cambios.Lo que ayer fue una ventaja, hoy es una cruz.La teoría de Darwin sigue vigente. Los aptos de mañana, no serán los mismos de hoy.

4 comentarios:

Angel dijo...

Espero no haberte inspirado por lo que platicamos la otra vez... jejeje

Es cierto, con solo salir a la calle es impresionate ver la GRAN cantidad de personas obesas, sin duda la problemática del siglo XXI.

Silvia Macario dijo...

Mirá Angelito, vos te parecés más a un personaje del Greco que a uno de Botero. De todos modos,la charla me hizo animar a escribir algunas cositas de nutrición, sobre todo, lo que comunmente no se dice del tema porque a la mayoría de la gente no le interesa.
El próximo, será del mito de los kg bajados. Para el mercado un negocio muy "gordo".
Beso.
Sil

DrGEN dijo...

Gran post!
una visión que nunca había pensado, realmente muy interesante, sobre todo para alguien como yo súmamente interesado en la evolución y casi "íntimo amigo" de Darwin ;)
Con respecto a los transgénicos... me reservo mi opinión... ya voy a escribir algo en mi blog ;)

Silvia Macario dijo...

Gracias Doc.
Desde ya espero que hables de transgénicos, yo no se qué pensar al respecto. No tengo idea si en un futuro puede o no impactar de alguna manera en la salud o no.
Espero la opinión del especialista.
Devuelvo el beso.
Sil